ex_dones, el eslabón perdido entre el feminismo y el esperpento: CRÍTICA QUEER. UNIA

miércoles, 23 de mayo de 2007

CRÍTICA QUEER. UNIA

Exdones marxem a Sevilla els dies 25 i 26 de maig a fer un taller de pantojismo dins del seminari Crítica queer. Narrativas disidentes e invención de subjetividad. Catalunya se’ns quedava petita i necessitàvem expandir el nostre art i tanta xerrameca arreu. I on millor que en un dels bressols de la copla per desembarcar el nostre carregament de peinetes i el taconejar esguerrat que ens gastem. La intenció del taller: evidenciar les entranyes dels nostres comportaments nefastos en les coses de l’amor. Volem investigar en grup, en viu i en directe, de què ens servim a l’hora tant de gestionar com d’amagar sentiments com la possessivitat, la gelosia, la por compulsiva a que s’acabi una història… I per treure a la llum els sentiments de greuge ens servirem dels vestits de faralaes, la peineta i la paròdia d’alguns programes roses d’aquests que ningú mira i que tan lluny estan de les nostres pràctiques amatòries postmodernes.
PD: Per a que no hi hagi malentesos: la idea d’anomenar pantojismo aquest conjunt de pràctiques l’hem agafada de l’amiga d’una amiga. Per a nosaltres dir pantojismo equival a parlar de patetisme amorós. La imatge que projecta la coneguda tonadillera andalusa i les seves cançons ens ha semblat prou gràfica i potent com a símbol d’allò que volem explicar, però no tenim res a veure amb ella ni ella amb nosaltres, ni molt menys amb l’obsessió mediàtica que en els últims anys l’ha posada en el centre de totes les càmeres de TV. D’acord? Ara bé, no cal dir que les nostres nits de tequil·la i despit no serien el que són sense Veneno i Así fué.

Exdones se va a Sevilla el 25 i el 26 de mayo a hacer un taller de pantojismo dentro del seminario Crítica queer. Narrativas disidentes e invención de subjetividad. Catalunya se nos quedaba pequeña y necesitamos expandir nuestro verbo y salero por doquier. Y qué mejor sitio que una de las cunas de la copla para desembarcar nuestro fardo de peinetas y el taconeo patizambo que gastamos.
La intención del taller: evidenciar las entrañas de los nefastos comportamientos de los que nos valemos tanto para gestionar como para esconder sentimientos como la posesividad, los celos, o ese miedo compulsivo a que llegue el fin… Y para sacar a la luz los sentimientos de agravio echamos mano de peinetas, faralaes, escenas de películas y la parodia de algunos programas rosas de esos que nadie mira y que tan lejos están de nuestras prácticas amatorias postmodernas.
PD: para que no haya malentendidos: la idea de llamar pantojismo a este conjunto de prácticas la hemos tomado prestada de la amiga de una amiga. Para nosotras decir pantojismo equivale a hablar de patetismo amoroso. La imagen que proyecta la conocida tonadillera andaluza y sus canciones nos ha parecido lo suficientemente gráfica y potente como símbolo de lo que queremos explicar (nada nuevo bajo el sol, por desgracia), pero no tenemos nada que ver con ella ni ella con nosotras, ni mucho menos con la obsesión mediática que recae en los últimos años sobre su persona. ¿Vale? Aparte de que nuestras noches de tequila y despecho no serían lo mismo sin Veneno o Así fué.

1 comentarios:

Blogger marianissima ha dicho...

OLEEEEEEE!!!

24 de mayo de 2007, 4:02  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal